Euskal Herria y Cantabria

Día 1

En  Agosto de 2011 encaré mi primera ruta con mi Derbi Terra desde Barcelona hasta el pueblo de Bembibre, en la provincia de León, aprovechando para visitar Euskal Herria y Cantabria. La ruta escogida después de pensarlo bien fue por Huesca y Pamplona, haciendo una pausa en Donostia para luego recorrer toda la costa de Euskal Herria hasta Getxo.

Salí sobre las 6 de la mañana de Terrassa y ya en la carretera hacia Martorell había niebla…¡y frío! Tomé dirección Lleida la A-2 para en cuanto llegué al desvío hacia Huesca ir para allí. Ahora ya casi todo es autovía desde Barcelona, sólo falta terminar algún tramo, por lo que el viaje se hace rápido y se recorren km sin problemas. Una vez llegado a Huesca tomé desvío para Pamplona y allí se terminó el tramo de autovía (lo estaba deseando). Poco a poco el paisaje se iba haciendo más bonito hasta llegar a una carretera realmente espectacular para nuestras motos. Un lugar donde me lo pasé muy bien. Hasta tan sólo unos 50 km de Pamplona (pasando por Puente La Reina) una marea de curvas bordeando un pantano… Un auténtico placer… Y era tan sólo el inicio. También era impresionante ver las obras de construcción de la autovía que va a llevar a agilizar el mismo trayecto. Desde Pamplona por autopista, autovía o carretera (siempre evitando peajes) hasta la capital Gipuzkoana.

Una vez encontrado un lugar para comer en Donostia reemprender ruta por la carretera que más cerca se encontrara de la costa. Primer destino: Monte Igeldo para observar estos espectaculares paisajes…

El clima cambió radicalmente en un momento mientras estaba comiendo y se tornó nublado, aunque nunca llegó a llover. Orio, Zarautz, Zumaia, Deba… Un sinfín de pueblos y de curvas y un disfrute tanto para mí como para la moto… Me despisté en un momento y perdí la línea de la costa y cuando comenzaba a ver demasiados carteles de Bilbo decidí mirar el mapa y tomar ruta para Gernika por Amorebieta. Parada en Bermeo para hacer un pequeño café y tomar camino por Bakio, donde todo el mundo estaba surfeando en la playa…

De ahí hasta Getxo… El hotel mono, pero caro… No lo recomendaría o sea que no me pidáis referencias… Menos mal que estaba tan reventado que me sobé sin querer… Lo mejor del hotel la charla con la gente de recepción y el de mantenimiento…, que en sus tiempos mozos también tuvo una Derbi y me entró con un…. ‘Va bien la Derbi, ¿eh? Ahí va pues’.

Día 2

El segundo día de mi viaje hacia Bembibre comenzó en desde Getxo seguiría el siguiente recorrido…

Me dispuse a arrancar con un buen desayuno de bufet libre (hasta el culo que me puse) comenzando la ruta con la misma filosofía: tomar la carretera que más se aproximara hacia la costa. Una vez esquivado Bilbo y sorteada la refinería de Petronor ya comencé a intuir que llegaba a Cantabria donde el paisaje cambiaba ligeramente, pero seguía siendo bestialmente hermoso. Laredo, Santoña y Santander serían mis siguientes destinos. Carreteras muy bonitas y divertidas pero que comenzaban a ser un poco agobiantes por el volumen de tráfico que había. En Santander justo al parar es donde me percaté del ruido que finalmente resultaría ser de la bomba del agua. Aproveché para tomar un cortado y relajarme escuchando a un violinista tocando la banda sonora de la película de The Mission (se me puso el gallina de piel).

Una vez hecha la paradita en Santander tomo ruta hacia el oeste con destino ya hacia Unquera (final casi de Cantabria) para comenzar a encarar el segundo tercio de la jornada. Santillana del Mar superado y no observado, mi destino inmediato era la construcción de Gaudí en Comillas: El Capricho.

Aprovechando la parada en Comillas para comer comenzó a caer una tormenta que duró aproximadamente unas dos horas, cosa que me trastocaba los planes en mi mente y me hacía plantear tener que hacer noche por el camino o en el mismo Comillas. Afortunadamente la tormenta como he dicho cesó a las dos horas y aunque pudiera parecer tiempo perdido pude conversar con dos matrimonios moteros de Burgos que hicieron que el rato se hiciera más ameno. Una vez dejó de llover reemprendí camino para tomar ya destino para la provincia de León, no sin antes por pasar por San Vicente de la Barquera, pueblo que me sorprendió agradablemente. Tomando ya desvío hacia Potes desde Unquera, se atravesaba el cañón de Hermida que era realmente espectacular. En el pueblo de Panes pregunté en un taller cuyo paisano me dijo que no me preocupara por el ruido de la bomba del agua, cosa que me tranquilizó bastante. Llegado a Potes tomo la carretera del Puerto de San Glorio, cuya cima marca la frontera con León. 24 km de curvas continuadas. Llegué a aburrirme de ir rápido y me dediqué a observar el paisaje cantábrico que abandonaría para no ver hasta no sé cuándo. El descenso hasta Riaño vertiginoso y espectacular. La falta de rectas no permitía nunca ir en sexta velocidad, y a veces ni en quinta. Las vistas del pantano de Riaño bien merecían un par de fotos. El volumen de agua almacenado obligaba a ir vaciando constantemente, no tan solo para mantener el caudal. Continuando el descenso hacia Boñar y La Robla (última parada para repostar) tuve tiempo de observar los Picos de Europa de cerca por última vez en mi viaje y hacerle una foto con la puesta de sol.

A partir de La Robla el sol desapareció y mi inconsciencia me hizo ir por las carreteras del norte de El Bierzo para atravesar las montañas que delimitan la comarca por el norte, por unas carreteras que casi ni salen en el mapa. Consecuencia: un poco más y un caballo me sustituye como piloto a 40 km de mi destino. Suerte que iba despacio y quedó en un susto y ahora me río de ello. Llegada a Bembibre: 22:45 horas y una enorme satisfacción por la experiencia vivida. Por último unas fotos que hice en el pueblo ya relajado y buscando el lado bueno de mi amotico…

Luego tan solo quedaría volver a Barcelona…, pero eso ya es otra historia…

Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>